Tercer acto

* Háblame de madrugada. Suave, dale suave. Que tu voz se mezcle con lo que hemos callado este tiempo sin vernos, las palabras que no nos dijimos y las que nunca volverán a pronunciarse. Recuéstate sobre mi cuerpo y al tiempo huye. Lejos, bien lejos de mi propia realidad. Tan lejos como para clavarte adentro. Dame […]

Leer Más "Tercer acto"